Un sitio web es una herramienta básica de comunicación para cualquier negocio que se tome en serio a sí mismo. Ya son 65 millones los mexicanos que utilizan Internet regularmente y sin embargo apenas el 2% de las PyMEs tienen un sitio web. Esto representa pérdidas tremendas en concepto de oportunidades perdidas para los negocios que no pueden llegar a su público, pero también porque en algunos casos esto cierra la posibilidad para cerrar tratos en nuevas latitudes.

Para los consumidores hace todo el sentido del mundo, Internet se ha convertido en una poderosa herramienta y forma parte de sus hábitos de compra. Así que tenlo por seguro: tus potenciales clientes van a buscar en Google quién eres y lo que encuentren (o lo que no encuentren) afectará su decisión final sobre tu producto o servicio.

Para una empresa pequeña o mediana que necesita exposición para seguir creciendo, un sitio web es una atractiva inversión. Para todo el impacto que puede llegar a tener en tu negocio, un sitio web resulta barato. Te da acceso a nuevos prospectos de clientes y a ellos les da toda la información que necesitan sobre tus productos y servicios, como si de un escaparate virtual se tratara.

Claro que no basta con tener una página cualquiera. Si bien hay herramientas para hacer sitios web de forma gratuita, lo más recomendable es acudir con un especialista. Después de todo, ¿le confiarías la reparación de tu local a un amateur? Es lo mismo con un sitio web. Internet está lleno de sitios horribles y, peor que eso, sin los elementos indispensables que debe tener para volver al portal amigable con los usuarios e inspirarlos a hacer negocios contigo.

Como en Ulama Labs nuestro principal interés es darte todas las herramientas tecnológicas para nutrir y hacer crecer tu negocio, te presentamos esta lista de algunos elementos básicos que debe tener el sitio web de tu PyME.

La claridad es primordial

Evítale a tus clientes hacer trabajo de detectives y muestra claramente en tu sitio lo básico sobre tu empresa. ¿Quién eres?, ¿qué productos y servicios ofrece tu empresa? y ¿qué diferencia a tu empresa de otras similares?, son algunas de las preguntas que deberá responder tu página principal.

Deja la puerta abierta

De nada sirve que tengas la página más bonita del mundo que inspire a tus clientes a comprarte toda la tienda si al momento de querer cerrar la compra no pueden encontrar tus datos de contacto. Ten siempre a la vista una pestaña de contacto y deja tu correo o número de teléfono en un lugar visible, para que en cuanto tus clientes tengan dudas o quieran cerrar un trato tengan forma de hacerlo.

Usa una dirección sencilla

Idealmente la página de tu empresa debe tener una dirección sencilla y fácil de recordar. En este sentido la dirección funciona como una marca, debe dejar una impresión en el cliente para que le sea fácil recordar en cuanto necesite volver. Trata de no incluir números o guiones, y dentro de lo posible busca dominios con terminación .com, pues la mayoría de los consumidores asumen por default que esa es la terminación de los sitios de las marcas.

Ser amigable con los buscadores

Una página web resulta ideal para conectarte con tus clientes actuales, pero también para encontrar nuevos. Una enorme vía de entrada para nuevos clientes son los buscadores, ¿pero cómo aparecer bien posicionado en buscadores? Es la pregunta del millón. Se trata de un tema sobre el cual se han escrito incontables libros, pero para ponértelo sencillo: La arquitectura de tu sitio debe ser la adecuada y tu contenido debe estar bien cuidado.

Google prefiere a las páginas ligeras, que se vean bien en diferentes dispositivos, con descripciones del sitio en el código fuente, con imágenes etiquetadas correctamente, en fin. Internet está lleno de guías sobre el tema de optimización para motores de búsqueda (o SEO), pero la verdad es que es un tema bastante profundo. Si no eres un master en el desarrollo de páginas web, lo mejor es que le confíes esta tarea a los expertos, quienes dejarán al sitio web de tu empresa más que presentable para los grandes buscadores.

Ten un diseño amigable con el usuario

El diseño del sitio web de un negocio, como cualquier otro, debe ser sencillo, agradable a la vista (léase: sin paletas de colores que quemen la pupila) y con la información estructurada de manera ordenada. En Internet la gente suele decidir muy rápidamente si un sitio vale la pena o no, por lo que es indispensable que cuando el visitante navegue por tu sitio vea todo en su lugar. Puedes usar herramientas para crear tu propia página de forma gratuita, pero de alguna forma sería como si tú mismo diseñaras y confeccionaras tu propia ropa: si no eres un experto todo el asunto puede terminar en desastre.

En Ulama Labs sabemos lo importante que es articular estrategias digitales para tener negocios exitosos y hemos trabajado de la mano de empresas de todos los tamaños para ayudarles en esta tarea. Si necesitas ayuda o consultoría en temas de desarrollo web, de aplicaciones o plataformas digitales, contacta con nosotros y con gusto te ayudaremos.